Seguro que muchos de vosotros/as estáis de acuerdo conmigo en que gran parte de los juegos actuales no dejan de ser más de lo mismo. Enésimas partes del juego de moda, remakes de juegos de toda la vida y novedades que no dejan de ser un lavado de cara de cosas ya vistas hasta la saciedad. Por suerte hay excepciones y éstas generalmente vienen de desarrolladoras pequeñas o independientes (o ambas). El juego de hoy es precisamente una de esas excepciones que viene de la mano de PopCap Games.

Plantas contra Zombis parte de una idéa que no es nueva. Es del tipo Tower defense, si me permitís el uso de términos anglosajones. En su modo de juego principal, y único modo disponible al principio, el modo aventura, tendremos que defender el jardín de nuestra casa (o tejado) mediante una serie de plantas, contra el ataque de una horda de zombis. La principal diferencia con respecto a otros títulos del mismo género es su planteamiento totalmente desenfadado, su humor constante en todos sus apartados y la gran variedad de modos de juego disponibles.


 

 

La mecánica de juego principal es simple pero muy efectiva. Tenemos que defender nuestro jardín o tejado del ataque de los zombis. Para ello elegiremos un número limitado de plantas. Algunas de ellas disparan, otras bloquean el paso, las hay que funcionan como plantas bomba, las hay que se comen a los zombis y un sinfín de disparates más. Para poder plantarlas primero tenemos que comprarlas. La moneda de cambio es el solecito. Éstos se obtienen de los girasoles o, en las fases que se desarrollen de día, nos caerán del cielo. Por su parte los zombis se limitarán a avanzar y destrozar las plantas a su paso, con el objetivo de entrar en nuestra casa. La variedad de no muertos es impresionante y todos están creados bajo un sentido del humor envidiable (ver lista aquí). Están los básicos, que avanzan sin más. Otros se protegen con un cubo o un cono. Están los que van vestidos de jugador de futbol americano, que son especialmente resistentes. Está el zombi con pértiga, capaz de saltar una planta. Te puedes encontrar a uno con un periódico. Como se lo destroces se cabreará y avanzara enojado. Y muchos más. Mis favoritos son el zombi bailón (que se pondrá a bailar en mitad de nuestro jardín cual Tony manero) y el bobsleigh lleno de zombis.

 

Cualquier parecido del Zombi bailón con personajes vivos o muertos es pura coincidencia.

 

Gráficamente es muy básico, pero es que este juego no necesita más. Hay que destacar el diseño de los diferentes zombis, cada cual más desternillante. Sin embargo, hay que darle un tirón de orejas a  PopCap Games  por permitir que el juego pierda fluidez cuando hay muchas cosas en pantalla. La nds puede con este juego de sobra y sólo se me ocurre como causa la propia dejadez de los programadores. También se han reducido de manera notable las animaciones de los zombis, pero como yo no he jugado otra versión pues no puedo notarlo. El apartado sonoro es el más flojo. Los efectos cumplen sin más y la música se hace muy repetitiva ya que hay muy poca cantidad de temas. Dónde este Plantas contra Zombis destaca es en el apartado jugable. Al ser concebido como un juego táctil, la nds con su stylus le viene como anillo al dedo. Su modo principal tiene una dificultad creciente bien ajustada y las plantas seleccionables se nos van presentado una a una a modo de tutorial. Además cuenta con un gran número de modos de juego, algunos de ellos exclusivos de nds. Éstos son los siguientes:

– Aventura: el modo principal comentado anteriormente.

– Puzzle: tiene a su vez dos modos. Rompejarrones, donde romperemos jarrones que contienen o zombis o plantas y yo, zombi, en el cual jugaremos del lado de los zombis.

– Minijuegos: pequeñas perlitas jugables que usan la idea principal del juego para proponernos algo diferente. Contiene 5 exclusivos para nds, siendo uno de ellos accesible sólo si lo hemos descargado de dsiware.

– Supervivencia: aquí tenemos que resistir la mayor cantidad de hordas posibles.

– Duelo: un modo versus dónde se pueden enfrentar dos jugadores, uno controla las plantas y otro los zombis. No he podido probarlo al no conocer a nadie con nds.

Resumiendo: un juego realmente divertido que ofrece muchas horas delante de la pantalla gracias a la gran cantidad de modos disponibles y que conserva intacta su jugabilidad y capacidad para enganchar pese a los errores gráficos comentados. Si no tienes ninguna otra versión y eres poseedor de una nds o n3ds, ya estás tardando en hacerte con él. Yo lo he jugado con una “copia de seguridad” y estoy pensando en comprarlo, aunque sólo sea por agradecerle a  PopCap Games su creación. Mi puntuación: ***1/2 (sobre 4).