Después de innumerables años como piloto de pruebas de Mcclaren, el piloto Pedro De la Rosa es candidato, al fin, a un asiento para correr en la f1. Pero no será, como parecía en un principio, en el equipo español Campos Racing. Si lo consigue será en Sauber (antigua BMW). Pero no será facil. Su rival es Giancarlo Fisichella, que terminó la temporada como piloto de Ferrari. Y es ahí donde De la Rosa tiene el mayor problema. El equipo de Maranello está ejerciendo una presión “muy alta” para que el equipo de Hinwil contrate a Fisico. ¿Se quedará el piloto español con la miel en los labios como los últimos años?. En poco tiempo lo veremos.