En estos días que estoy de paseo con nuestra querida reina Sofia, habrá poca actividad en el blog. Prometo volver con energías renovadas cuando su majestad ya no requiera mis servicios.